“Lo más importante es que una vez que los bancos lancen este esfuerzo de préstamos al por mayor, es entonces y solo entonces cuando la verdadera inflación perniciosa de lo que ha hecho la Fed en los últimos 5 años finalmente asomará su fea cabeza.”

Harold Bravo

CEO, Onza Troy Perú

La victoria electoral del candidato presidencial izquierdista, Pedro Castillo, ha creado mucha confusión sobre el rumbo que tomará el país, lo que ha exacerbado el miedo y la incertidumbre en cuanto a la economía y la riqueza de la población peruana.

inestabilidad económica

Es por este motivo,  que muchos ciudadanos están buscando la manera de sacar su dinero de los bancos locales y enviarlo al exterior, especialmente a Estados Unidos; con la finalidad de proteger su dinero del posible impacto de los nuevos cambios en el Gobierno Nacional. La velocidad a la que esto está sucediendo, rara vez se ha visto en una de las economías más estables de América Latina durante décadas.

 

Un efecto de esta salida de dinero, es la devaluación de la moneda peruana. Desde el 11 de abril (día de la primera vuelta de las elecciones), el sol peruano ha caído un 8% frente al dólar, lo que la convierte en la moneda de peor desempeño en los mercados emergentes a pesar de que el Banco Central de Reserva del Perú ha intercedido en repetidas ocasiones en el mercado cambiario para fortalecerla.

En los últimos meses, esas intervenciones y la disminución de los depósitos en dólares en los bancos locales, han reducido las reservas extranjeras del Perú.

  fuga de dólares en Perú

La inmensa fuga de capitales comenzó el 11 de abril y se intensificó después del 6 de junio, tras la segunda vuelta electoral. El monto de capitales nacionales y extranjeros que han sido retirados del sistema financiero peruano al exterior supera los 14 mil millones de dólares aproximadamente, que equivale al 6% del PBI. Sin embargo, es posible el rechazo al riesgo sea más fuerte dentro del país que fuera.

Los últimos datos bancarios revelan que algo está terminalmente roto en el sistema financiero de Estados Unidos.

Según explicó el ejecutivo de JP Morgan, Jamie Dimon, esta compañía de inversión de larga data requirió que algunas de las empresas con más fondos depositados, los transfirieran a otras entidades reduciendo así su base de depósitos en 200 mil millones de dólares. 

¿Cómo es posible que los bancos se nieguen a recibir dinero si han vivido siempre de eso?

Estamos experimentando una crisis de liquidez inversa. Normalmente, los bancos siempre están ansiosos por obtener ingresos, porque con ellos pueden otorgar préstamos y obtener un interés, sin embargo, ahora tienen demasiado dinero al que apenas pueden sacar algún provecho.

Ese margen de ganancia ha desaparecido debido a una combinación de factores:

  • La tasa de interés fijada por la Reserva Federal se ha mantenido en 0 desde marzo, una medida aplicada para incentivar actividades y el movimiento del dinero que afecten las ganancias que obtienen las entidades financieras al otorgar préstamos.
  • Los estímulos aprobados por el Gobierno, que incluyen desde la compra de bonos emitidos por las entidades hasta pagos directos a hogares y empresas, así como la creación de más dinero.
  • La demanda de créditos se ha desplomado debido a la incertidumbre acerca de cuándo terminará la pandemia y mejorará la economía, son pocos los que ahora quieren endeudarse y correr riesgos.
  • Los niveles de ahorro se han disparado y la gente está acumulando dólares en los bancos (línea roja), quienes ahora tienen más dificultades para ganar dinero con sus depósitos.

diferencia de ahorros

La diferencia entre depósitos (línea roja) y préstamos (línea azul) en todo Estados Unidos es de $2.445 trillones.

Entonces, ¿Qué significa todo esto? En pocas palabras, con la Fed ahora reduciendo la QE y la formación de depósitos desacelerándose, los bancos no tendrán más remedio que emitir préstamos para compensar la falta de inyección de dinero externo por parte de la Reserva Federal. 

Dicho de otra forma, mientras que los “depósitos” bancarios ya han experimentado el beneficio de la “inflación futura” y lo han manifestado en el mercado de valores, ahora es el turno del activo de contrapartida para ponerse al día. Lo que también significa que si bien el crecimiento de los “depósitos” (reservas estacionadas) en el futuro se reducirá a un mínimo, los bancos no tendrán más remedio que inundar el país con $2.5 billones en préstamos, o un tercio de los préstamos actualmente pendientes, solo para ponerse al día con la ventaja proporcionada por la Fed.

Es esta creación de préstamos la que dará un salto dentro del dinero y el flujo a la economía, lo que resultará en un crecimiento muy atrasado. También es esta creación de préstamos lo que significa que los bancos ya no especularán como traders de apoyo con el exceso de liquidez, sino que, volverán a sus raíces como prestamistas. Lo más importante es que una vez que los bancos lancen este esfuerzo de préstamos al por mayor, es entonces y solo entonces cuando la verdadera inflación perniciosa de lo que ha hecho la Fed en los últimos 5 años finalmente asomará su fea cabeza.

¿Con esta información, crees que es una buena alternativa tener tus ahorros en cuentas de ahorro nacional o en el extranjero? ¿Será mejor tenerla en activos físicos que puedan hacerle frente a la explosión de la inflación de los próximos años?

El siguiente gráfico muestra los países que están brindando intereses por encima de la inflación global. Se puede visualizar en la columna Real Central Bank Rate, entre ellos: China, Rusia, Turquía, Hong Kong, Indonesia. Si deseas migrar tus ahorros al extranjero, te sugerimos que sea a algunos de los países mencionados donde no pierdas tu dinero.

ratios globales

Onza Troy Perú te ofrece la oportunidad de invertir tu patrimonio en activos contra la inflación como el oro y plata certificada.

Selecciona tu moneda
PENSol
Escribir
1
¿Necesitas ayuda?
Onza Troy Perú
Hola, en Onza Troy Perú nos interesas, ¿Cómo podemos ayudarte?